25 de agosto: memoria del Beato Metodio Dominik Trčka

0
46

Metodio Dominik Trcka puso toda su existencia al servicio de la causa del Evangelio y de la salvación de los hermanos, llegando hasta el supremo sacrificio de su vida. Como superior de la comunidad redentorista de Stropkov, en el este de Eslovaquia, realizó una ferviente actividad misionera en las tres eparquías de Presov, Uzhorod y Krizevci. Con la llegada del régimen comunista fue llevado, como otros hermanos redentoristas suyos, al campo de concentración. Allí, sostenido siempre por la oración, afrontó con fuerza y determinación los sufrimientos y las humillaciones que le impusieron a causa del Evangelio. Su calvario terminó en la cárcel de Leopoldov, donde, debido a las privaciones y enfermedades, murió después de perdonar a sus verdugos (de la homilía de Juan Pablo II, 4 de noviembre de 2001).


Oración

Señor, Dios nuestro, que has dado al beato Metodio, sacerdote y mártir,
una extraordinaria fortaleza en las pruebas y los tormentos,
concédenos, por su intercesión, ser fieles servidores del evangelio de la verdad
y llegar un día a contemplar eternamente tu rostro.
Por nuestro Señor Jesucristo, tu Hijo,
que vive y reina contigo en la unidad del Espíritu Santo
y es Dios por los siglos de los siglos. Amén.


En el video que aparece a continuación, los Padres Método Lukačik C.Ss.R. y Miroslav Bujdoš C.Ss.R. hablan de sus benditos cohermanos y, estableciendo vínculos entre su vida y la nuestra. El video está grabado en italiano y tiene subtítulos en inglés, español y polaco.

Metodio Dominik Trcka
(1886-1959)

Metodio Dominik Trcka (se pronuncia Trishca) nació el 6 de julio de 1886 en Ostravici, Moravia, actual República Checa. A los 16 años entró en la casa de formación de los redentoristas y en 1904 emitió los votos religiosos como miembro de la Provincia Checa. Fue ordenado en Praga el 17 de julio de 1910.

Los primeros años de su ministerio sacerdotal los dedicó a las misiones populares. En 1919 fue enviado a predicar entre los católicos de rito oriental en la zona de Galicia, hoy República de Eslovaquia. Con gran emoción recibió el indulto para pasar del rito latino al rito greco-católico. Al ser creada la Viceprovincia redentorísta de Michalovce, de rito oriental, en marzo de 1946, el padre Trcka fue nombrado primer viceprovincial. Se preocupó por la organización de nuevas comunidades y la formación de los jóvenes redentoristas.

En la noche entre el 13 y el 14 de abril de 1950 el gobierno suprimió todas las comunidades religiosas. El padre Trcka, luego de un proceso sumario, fue condenado a 12 años de prisión, durante los cuales sufrió extenuantes interrogatorios y terribles torturas. Por haber cantado un villancico fue trasladado a la celda de rigor, donde contrajo una pulmonía que lo llevó a la muerte el 23 de marzo de 1959. Sepultado en el cementerio de la prisión de Leopoldov, su cuerpo fue trasladado diez años más tarde a Michalovce, a la iglesia redentorista del Espíritu Santo. El Papa Juan Pablo II lo beatificó el 4 de noviembre de 2001 en la plaza de San Pedro, en Roma.